20160930230443-aceitunavvvvvvvv.jpg

La organización “Alley Cat Allies” ofreció apoyo y asistencia legal a un hombre de 76 años de edad que recientemente fue encarcelado por alimentar a un grupo de gatos.

David Parton, natural de Gainesville, ha estado alimentando a gatos necesitados durante más de una década. En la ciudad es ilegal dar alimentos en recipientes de comida a gatos o perros callejeros.
Hace unas semanas Parton recibía una multa por haber alimentado a gatos en la calle. Fue condenado a pagar una multa de 800 euros o cumplir 9 días de cárcel. El hombre se negó a pagar la multa y decidió ingresar en prisión.

“La compasión no debe ser penalizada, pero eso es exactamente lo que le pasó a este hombre que fue detenido simplemente por proporcionar comida a gatos. Estamos orgullosos de ofrecer cualquier ayuda a este caballero que ofreció un servicio a los gatos”, comentó Becky Robinson, presidente y fundador deAlley Cat Allies.
La organización está luchando por derogar la prohibición de alimentar a los gatos de Gainesville (Florida) para que nadie que lo haga tenga que temer a los problemas legales, multas o penas de cárcel.

“Lo que Gainesville necesita es un programa de esterilización y vacunación de los gatos de la comunidad. El encarcelamiento de personas inocentes por ser compasivos con los gatos no ayuda a nadie”. “Es contraproducente y no hace nada para ayudar a disminuir la población de gatos de la comunidad”.

Comentarios  Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.