Maria Lacayo

Publicado: 15/09/2010 22:29 por nicatierrad en ENTREVISTA
20100928004029-regionales-20010308-01.jpg

LEON_NICARAGUA

clarissa22_san2000@yahoo.com.mx

LEÓN NICARAGUA .- Desde muy joven se le mira pidiendo dinero por las calles, lo que le ocasionó críticas y cuestionamientos de parte de las monjas del colegio donde estudió y amistades de su familia, una de las más adineradas de León.

María Lacayo Terán, mejor conocida como “Mariíta, la reina de los pobres” tiene más de medio siglo de dedicarse a servir a sus semejantes.

Nació el once de septiembre de 1915, hija del matrimonio conformado por don Julio César Lacayo Lacayo y doña Rosario Terán Terán.

Se confiesa muy religiosa y manifiesta que los principios cristianos fueron su principal motivación para emprender la tarea de pedir para los demás.


¿Cuándo comenzó a trabajar por los más necesitados?

“En un inicio pensé trabajar por los más pobres por poco tiempo y llevo 65 años.

“Comencé a raíz de la llegada a León del padre José Manuel Seguro, de la Orden Paulino, congregación que fue expulsada de México durante la persecución religiosa.

“Inicié pidiendo en las calles y lo primero que recogí fueron siete córdobas, en ese entonces tenía veinte años y mi familia me apoyó porque tienen deseos de ayudar a los demás”.

“Algunos miraban con malos ojos que pidiera por ser mujer y mi posición social. Decían: “una hija de don julio Terán anda pidiendo”.


¿Qué dificultades le causa ayudar a los demás?

“Inicialmente las monja de la Recolección se opusieron a que pidiera, pero al poco tiempo lo aceptaron. Hacer lo bueno cuesta, hubieron ocasiones en que no nos daban nada y me afligía”.

“Una vez me robé patos de mi casa y me fui a dejárselos a los pobres, la gente en la calle se sorprendía al verme bien vestida y llevando aquellas aves”.


¿Qué significa para usted el reconocimiento que le hizo recientemente la Alcaldía?

“Creo que es el último que recibo porque estoy vieja, he recibido varios de parte de diferentes alcaldes de León y otras instituciones como el Club de Leones, Los Rotarios”.


¿Cómo se siente al servir a las personas?

“No hay cosa más grande y noble que servir a los demás y llena de satisfacción profunda ser útil a las demás personas”.

“Creo que nací para servir a los demás, si todos pensáramos un poquito en las demás personas, tal vez no habría tanta miseria”.


¿Continúa con el negocio de gaseosas Lacayo de su padres?

“Sí, por gratitud, porque este negocio no deja ganancias pero nos dio de comer tanto tiempo, con el negocio me criaron y también a mis hermanos”.


¿Por qué no se casó?, ... sonríe

“No sé, tuve varios novios, pero no me case”.


¿Cuándo fundó el Centro Asistencial Rosario Lacayo para enfermos de tuberculosis?

“Comencé en 1956, cuando vine de Caracas mi familia me dio un mil córdobas y cien dólares, empecé con los Ranchos de los Tuberculosos, como les llamaron, y me criticaron mucho, ahí murió gente encopetada de León, con mucha plata sus familias se avergonzaban de ellos”.

“Mi hermano Manuel Ignacio me dio un millón de dólares que todavía tengo, con ese millón construí el sanatorio Rosario Lacayo que está ubicado contiguo al Hospital Viejo San Vicente y el Instituto Vocacional Manuel Ignacio Lacayo”.


¿A su casa vienen personas a pedirle ayuda?

Sí, viene bastante gente a pedir a diario. Les doy una provisión que se les reparte en la Recolección, también colaboro con el Centro de Salud de la Recolección y al asilo con donaciones y a otras instituciones.


RECONOCIMIENTO EN EL DIA DE LA MUJER

El Concejo Municipal de León le otorgará a María Lacayo Terán, un reconocimiento por su noble labor y dedicación a los necesitados por 65 años

Comentarios  Ir a formulario

nicatierrad

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.